Preguntas Frecuentes

¿Qué puedo hacer para bajar el auto?

Como principal medida, no modificar los componentes originales del vehículo o repuestos nuevos comprados (ej.: no cortar resortes de suspensión, no cortar vástagos o cuerpos del amortiguador, no cambiar la altura del plato del amortiguador, etc.), ya que esto afecta en forma directa a la vida útil de estos componentes, y en forma indirecta a las demás partes de la suspensión; con el agregado adicional de la pérdida de la garantía en un producto nuevo que es modificado.
La solución para bajar un vehículo, es acceder a los repuestos que son diseñados con este fin, como ser, resortes de suspensión del tipo deportivo (casi todas las fábricas nacionales producen versiones de resortes para bajar suspensiones) y amortiguadores deportivos; que en el caso de Corven, disponemos de la línea SC10000 “Corven Sport”, que está diseñada para adaptarse a la gran mayoría de los resortes deportivos que generen un nivel de reducción de entre 4 a 6 cm.

¿Qué tipo de amortiguadores se recomiendan para bajar el auto?

En forma inicial hay que aclarar que los que bajan la altura de una suspensión son los resortes, los amortiguadores sólo se adaptan dimensionalmente a ese nivel de reducción. El rango para bajar un vehículo recomendado por Corven es de entre 4 a 6 cm. Nuestra línea para esta reforma, es la SC10000 “Corven Sport”, que además de adaptarse dimensionalmente a la nueva altura generada por el resorte deportivo, tiene adaptados también, los valores de resistencia hidráulica que proporcionan una mayor adherencia de los neumáticos al suelo, tanto en la aceleración de salida como en maniobras bruscas a altas velocidades. Estos amortiguadores vienen también presurizados con nitrógeno, lo que le optimiza aún más las características funcionales.

¿Qué tipo de resortes o espirales se deben colocar, para bajar el auto?

Corven no comercializa resortes para suspensión, pero casi todas las marcas que fabrican en la Argentina producen alguna versión deportiva.
Lo más recomendable es bajar el vehículo entre 4 a 6 cm, porque más allá de eso se comienzan a complicar las características funcionales del tren delantero en general, por ej. se complica el procedimiento para alinear la dirección, los semiejes comienzan a trabajar con un ángulo más pronunciado y pueden comenzar a tener problemas, así como los extremos de dirección, etc.

¿Qué amortiguadores se recomiendan para competición?

Corven fabrica amortiguadores de uso standard (Línea Corven Plus) o para bajar la suspensión de un vehículo (Línea Corven Sport), pero estas aplicaciones son de uso particular en vehículos de calle. Los casos de vehículos para competición, suelen usar amortiguadores con un diseño especial de acuerdo con las características de diseño de ese vehículo, y Corven no hace desarrollos personalizados para ese uso.

¿Cuáles son los mejores amortiguadores para Fiat 600?

Corven fabrica una sola versión de amortiguadores para Fiat 600 en la línea Corven Plus que es de diseño para uso standard. Los códigos de estas aplicaciones son: delanteros 42141 y traseros 42142.

¿Qué beneficios tiene el amortiguador vástago corto para bajar el auto?

Es importante que al bajar la suspensión se instale un amortiguador con dimensiones de vástagos modificadas, porque de esa manera nos aseguramos que, al armar el conjunto amortiguador-resorte-cazoleta, quede siempre el resorte con algo de pre-compresión, evitándose así que se pueda salir de lugar en alguna situación de máxima apertura de la suspensión, lo que podría generar daños importantes al sistema.

¿Se consiguen amortiguadores desarmables? ¿Cuáles? ¿Qué beneficios tienen??

Todos los amortiguadores que desarrolla Corven son sellados, en el mercado existen algunos diseños que se cierran con una tapa roscada y podrían desarmarse, pero ese no es el objetivo, es decir que no se fabrican con ese cierre para que el usuario lo desarme y cambie las características funcionales. Ciertas personas que buscan amortiguadores que puedan ser modificados, prefieren estas características para prepararlos para competición, pero esos son casos muy especiales y no suelen estar contemplados por la cobertura de la garantía de la fábrica.